NUESTRO TOP TEN: LO QUE NO TE PUEDES PERDER…

1. Túmbate al sol en la arena negra de la solitaria Playa de La Caleta: tú, el mar y el Teide.

2. Descubre nuestro patrimonio y nuestra cultura visitando el casco histórico y la Casa Pintor José Aguiar en Agulo, el Convento de Santo Domingo en Hermigua, o nuestras iglesias parroquiales. Tesoros.

3. La mejor vista de Agulo la encontrarás desde el impresionante mirador de Abrante. ¿Hablamos de vértigo? No, hablamos de belleza.

4. Déjate fascinar por los sonidos de la naturaleza a la sombra de los laureles milenarios de la selva de El Cedro.

5. Tienes tantas opciones: de El Convento a El Cedro, del transportador al Pescante de Agulo, de la playa de Santa Catalina a San Lorenzo, de Agulo a Abrante por Los Pasos, etc.

6. Sumérgete en las aguas cristalinas de la Piscina Natural o el Peñón, bajo la compañía de las impresionantes columnas del antiguo embarcadero.

7. Saborea los manjares de la tierra en nuestros bares, restaurantes y terrazas, y disfruta regalándote y regalando nuestros productos locales y artesanía.

8. Contempla el amanecer y la puesta de sol desde la costa, donde el Teide presenta sus mejores colores para los observadores atentos.

9. Pasea por las calles y barrios de Hermigua y Agulo con la cámara a punto para disfrutar de sus miradores, sus atalayas, alfombras de plataneras y fincas agrícolas.

10. Si quieres encontrar un rincón mágico de verdad, tienes que descubrir las escondidas aguas de la presa de Meriga: Un secreto en mitad del bosque.