GARAJONAY

Descubre la magia de un ecosistema proveniente de la Era Terciaria entre agua y brumas del gran tesoro natural de La Gomera. El Parque Nacional de Garajonay destaca por ser el principal y mayor exponente de la Laurisilva canaria.

El parque toma su nombre del alto de Garajonay, la mayor altura de la isla con 1.487 m. La cota mínima del parque es de 650 m, en el caserío del Cedro. Su declaración obedece a que alberga la mejor muestra conocida en el Viejo Mundo de laurisilva, un bosque húmedo de variadas especies de hoja perenne que en el Terciario cubría prácticamente toda Europa.

El bosque de laurisilva del Garajonay concentra la mitad de la extensión arbórea madura de este tipo de vegetación en todo el archipiélago, en unas condiciones óptimas de conservación, lo que le ha constituido como una atracción natural obligatoria para cientos de miles de visitantes.

Sus bosques de árboles semejantes al laurel, frondosos y de un verde intenso, coronan el escarpado centro de la isla. La laurisilva, abundante hace millones de años, se encuentra ahora en muy pocos lugares del mundo, en este caso, con casi 4.000 hectáreas de barrancos con arroyos y lomos escarpados.

Visita su página web y descarga su folleto informativo.